¿Cómo ha cambiado la percepción sobre el acoso callejero a lo largo de los años? Marta, Anabel y Mª Jose, tres generaciones de mujeres, nos aportan su visión sobre esta lacra, cada una desde su propia experiencia personal. Los tiempos han cambiado, aseguran, pero coinciden en el respeto que merece la mujer y la realidad de acoso e inseguridad que, a día de hoy, todavía sufren.

IGNACIO SÁNCHEZ-REIG, JAVIER ERRO Y XABIER PITA

Marta, Anabel y Mª Jose nos cuentan su visión sobre el acoso callejero. Fundación Visiona.

“Cuando más miedo he podido pasar en una situación así, ha sido por la noche”, cuenta Marta Gómez. Tiene 19 años y habla de que las calles están vacías a esas horas, que quién podría ayudarle si le llegara a pasar algo. También advierte que no es algo que suceda exclusivamente de noche, también lo ha sufrido de día, sobre todo bocinazos y gritos desde coches: “No sientes miedo pero se te encoge el cuerpo, sientes como un escalofrío en ese momento”, describe.

Anabel Salamanca, su madre, explica que el miedo que puede sentir como madre es diferente. En el caso de su hija, el peligro está más relacionado con el tema sexual como agresiones o acoso, situación que cambia con sus hijos varones, donde el miedo está más relacionado con peleas, robos…

Su abuela, Mª Jose Legarda, dice que no hay que meterles miedo pero hay que contarles la verdad: “Tengo miedo por ellas, pero yo les advierto”, dice conciliadora. En su época, todo era diferente, todos se conocían y Mª Jose no sentía esa sensación de miedo de la que ahora advierte a sus nietas. “Nunca me he sentido amenazada, explica Marta, pero sí existe esa inseguridad que te da ir sola por la calle, hablar con una amiga o avisar de cuándo vas a llegar”.

“Nunca me he sentido amenazada, pero sí existe esa inseguridad que te da ir sola por la calle, hablar con una amiga o avisar de cuándo vas a llegar”.

Marta Gómez, 19 años.

Según la encuesta realizada por Fundación Visiona, a las más de 1500 mujeres de Pamplona, el 92% de las menores de 34 años entrevistadas afirmaban haber sentido miedo alguna vez por las calles de la capital navarra. Dentro de la categoría entre los 35 y los 59 años (287 encuestadas) el 72,5% ha sufrido la misma sensación de miedo e inseguridad. En la tercera generación, las mayores de 60 años (148 del total de las encuestadas) son el 59,5%.

Infográfico sobre los grupos de edad, porcentaje de afectadas y total de mujeres entrevistadas. Elaboración propia.

Anabel y Mª Jose coinciden en la idea de que las cosas han cambiado, pues antes en Pamplona “nos conocíamos todos”, como dice Legarda, cosa que ahora es diferente. “Nos movíamos por el mismo ambiente y casi todos nos conocíamos”, asegura Anabel.